Ron Fugelseth de Oxygen Productions ha hecho algo que cualquier padre geek y creativo haría para hacer feliz a su pequeño hijo de 4 años: Mandar a su juguete favorito (un tren llamado Stanley) a un sensacional viaje al infinito y más allá. ¿Qué? ¿Ustedes no lo harían? Ash.

El caso es que a este genial papá se le ocurrió enviar al espacio al pequeño Stanley (el tren, no el niño), amarrado a un globo climático junto con una cámara HD y un viejo teléfono celular con GPS (con “viejo” probablemente se referirá al iPhone 4S).


La carita de Stanley ha sido animada con After Effects y Photoshop por papá Ron y eso le da puntos extra a este primer viaje documentado de un tren de juguete que ascendió hasta la estratosfera y fue recuperado a 43 kilómetros de donde fue lanzado.

El video ya tiene más de 2 millones de vistas en YouTube lo que nos habla de que la imaginación, creatividad y el amor de un padre por su hijo siempre nos sacarán una enoooorme sonrisa.

Pueden seguir las peripecias de Stanley en su propia página de Facebook: A Toy Train in Space.

Ya siento que te amo, Stanley.

@Zyanya

Vía: Gizmodo

También te puede interesar