La tecnología te permite construir cosas increíbles, hermosos automóviles, gadgets, edificios impensables y hasta una enorme playa artificial con domo incluido como el Seagaia Ocean Dome que fue abierto al público en julio de 1993 como parte del Sheraton Seagaia Resort ubicado en Miyasaki, Japón.

El Ocean Dome fue considerado en su tiempo el parque acuático bajo techo más grande del mundo con 300 metros de largo y 100 metros de ancho, y por esto mismo formó parte de los Récord Mundiales Guinness.

Y es que no es para menos, aparte de su impresionante magnitud, esta playa artificial -que nada le pide a las del Distrito Federal- tenía un techo retráctil en cuatro secciones, arena extra blanca y mega virgen (okei, no tan virgen), un volcán falso que hacía erupción -falsa, también-, temperatura de 30°C en el ambiente y de 28°C en el agua TODO el año. Un paraíso techado, pues.



Además de todo, era el lugar perfecto para los amantes del surf ya que tenía olas especiales para practicar ese deporte y, para los niños y jovenzuelos que prefieren aguas menos alborotadas, tenía una serie de albercas y toboganes. Ah, obvio, también tiendas, restaurantes y todas esas cosillas que no pueden faltar en un parque acuático. Excepto los vendedores ambulantes y los “le muevo la panza por un peso”.

Aquí están dos vídeos que me encontré en el famoso YouTube de esta maravilla artificial cuando estaba en pleno apogeo.

Es una lástima saber que este fabuloso parque acuático cerró sus puertas el 1 de octubre del 2007, debido al cambio de la compañía que operaba el Resort del cual era parte, ojalá algún día lo vuelvan a poner en funcionamiento para que todos podamos ir, juntos como hermanos, a nadar en sus artificiales aguas.

[Vía]

También te puede interesar