“Fühl-o-meter” o “Feel-o-meter” -algo así como un “Sentimentómetro”-, es una instalación artística interactiva diseñada por los artistas Julius von Bismarck, Benjamin Maus y Richard Wilhelmer, que consiste en una monumental carita que se transforma de sonriente a triste dependiendo del estado de ánimo de la ciudad en la que se encuentre.

El sistema con el que está desarrollada permite fotografiar los rostros de diferentes personas en cierto radio de acción y por medio de su sofisticado software “analizar su humor” (feliz, indiferente o triste), estos datos son almacenados en un servidor y procesados por el “smiley”, que visualiza las emociones en tiempo real y las muestra al mundo. ¿Qué tal?

Esta creativa obra de arte fue instalada más recientemente sobre el faro de la isla Lindau, en Alemania en el año 2010 y me ha parecido una manera bastante simpática de mostrarnos los “sentimientos” de una ciudad.

[Vía]

También te puede interesar